DEMONIZACIÓN DEL MUNDO ÁRABE?

Un lugar con buen talante y pluralidad democrática donde se debate lo más relevante de la política y la actualidad nacional e internacional.

Imagen

Avatar de Usuario
Invitado

DEMONIZACIÓN DEL MUNDO ÁRABE?

Mensajepor Invitado » Dom 17 Sep, 2017 7:56 pm

Colabora con el gobierno de España


Avatar de Usuario
Invitado

DEMONIZACIÓN DEL MUNDO ÁRABE?

Mensajepor Invitado » Dom 17 Sep, 2017 8:45 pm

Vigile su partido señor menistro


El vídeo del yihadista PePero detenido por adoctrinar y entrenar a jovenes para su radicalización

Avatar de Usuario
Invitado

DEMONIZACIÓN DEL MUNDO ÁRABE?

Mensajepor Invitado » Dom 08 Oct, 2017 8:41 pm

ABUELA CATALANA DE 92 AÑOS ACEPTA EL ISLAM


Avatar de Usuario
Invitado

DEMONIZACIÓN DEL MUNDO ÁRABE?

Mensajepor Invitado » Mié 22 Nov, 2017 3:20 am




Avatar de Usuario
Invitado

DEMONIZACIÓN DEL MUNDO ÁRABE?

Mensajepor Invitado » Jue 24 May, 2018 3:23 am



Descripción de En la guerra contra el terrorismo, no hay empatía para los israelíes, con David Gistau
El periodista David Gistau desde su columna en ABC Lluvia ácida se refería esta semana en su artículo Dios miraba al asesinato del cura francés y a los anteriores particulares o masivos que venimos sufriendo en esa “Tercera Guerra Mundial” que nos enfrenta al terrorismo yihadista. Hablaba también de los “exégetas del ISIS, los que interpretan el mensaje contenidos en cada uno de sus asesinatos” y del papel que ha jugado y juega Israel como el país que lleva años soportando el peso de la resistencia contra lo que ,en en esta entrevista define Gistau, “como una plaga contra la vida occidental y muchos musulmanes”.

“Los israelíes llevan conviviendo con este tipo de asesinatos mucho tiempo”, asegura David Gistau, quien añade “la prueba de carácter que tiene ahora la sociedad civil europea en Israel no es nada nuevo, esperaba que esto serviría por fin para cambiar el contexto prejuicioso con el que se observan estas cosas cuando se refieren a Israel, el prejuicio antisemita, para que por fin hubiera un ejercicio de empatía”. Una empatía que, al menos por el momento, no se da.

“La sociedad europea tiene una reticencia a asumir que está ante un enemigo que no va a desistir hasta que la aniquile”, “las comunidades musulmanas pacíficas, que son casi todas, deberían ser más tajantes en la condena y en la disociación con el ISIS” son otros de los comentarios de este periodista en contra del buenísmo político, que denuncia además “la ocupación que el ISIS está haciendo de nuestra mentes”.

Avatar de Usuario
Invitado

DEMONIZACIÓN DEL MUNDO ÁRABE?

Mensajepor Invitado » Jue 21 Jun, 2018 1:15 pm


EL MUSULMÁN ES FANÁTICO PORQUE TOMA SU FE COMO UN HECHO, NO COMO UNA VERDAD
Hoy, jueves 21 de junio de 2018, el director de www.hispanidad.com, Eulogio López, recuerda que islam y cristianismo son incompatibles.

Avatar de Usuario
Invitado

DEMONIZACIÓN DEL MUNDO ÁRABE?

Mensajepor Invitado » Lun 01 Oct, 2018 3:52 am





EL ASESINATO de Tara Fares, hace dos días en Bagdad, fue un acto iconoclasta. En un sentido más profundo del que podría derivarse del mero castigo a la conducta de una mujer de tan sólo 22 años que, culpable de ser libre, confirió un valor vindicativo a ciertas actitudes que en Occidente son banales. Quién nos...

...habría dicho que términos como influencer o blogger, asociados aquí a la espuma más liviana de los días, a los cócteles, las pasarelas, las calitas de Formentera y el fondo de armario de lo It, podrían adquirir en otros ámbitos obligaciones heroicas: ser influencer y perder la vida por ello, ser por ello cazada en la calle a tiros. Dos en la cabeza, un tercero en el pecho, todos mortales. De lo cual encima se deduce que, la tarde que la mataron, Tara Fares tuvo menos fortuna que otra asesinada, la Rosita Alvirez del corrido: «La noche que la mataron, Rosita estaba de suerte. De tres tiros que le dieron, no más uno era de muerte».

En la confusión, el relato del asesinato de Tara Fares todavía traía ayer dos versiones diferentes. En ambas, los asesinos estaban subidos a una moto. Pero, en una, la mataron mientras iba en bicicleta por Camp Sarah. Mientras que en la otra conducía el Porsche de asientos rojos que formaba parte de su atrezo de Instagram, de su intento de ser Saint-Tropez en Bagdad, pero también de la provocación constante que su estilo de vida agitaba en el integrismo. Hace años que tenemos noticias de la guerra declarada por el Daesh a la belleza, y de ahí la iconoclastia que los dinamiteros de Palmira mantuvieron en una concepción monumental. En Bagdad, durante las semanas recientes, el afán de suprimir la belleza descendió a una concreción escalofriante y fijó sus objetivos en mujeres que la representan. No sólo Tara Fares. También, entre otras, Rafeef al-Yaseri, alias Barbie, propietaria de un famoso salón de belleza, otra banalidad en Occidente, al que acudían las mujeres a despojarse del siniestro sudario en vida donde las quiere encerradas el integrismo, borrado todo rasgo singular. Resulta paradójico que en Occidente exista un concepto liberador relacionado con la reticencia a los afeites y el maquillaje, como si la belleza y su culto fueran para la mujer una forma de servidumbre. En Bagdad es precisamente al revés: la belleza es emancipadora y por ello está siendo asesinada, con más odio cuanto más se mostró.

Tara Fares ganó en Irak concursos de misssharia, otra banalidad occidental, cuando su país estaba siendo invadido por Daesh y corría el riesgo de sucumbir por completo. Mientras el integrismo del Califato se propagaba como una gangrena. Mientras en sus territorios de Siria e Irak se imponía una espantosa sharia medieval, alienante para el ser humano. Mientras veíamos cabezas clavadas en las verjas de los parques públicos, camiones cargados de cadáveres y fosas comunes donde los infelices maniatados eran ultimados con el tiro de gracia de un AK-47. Mientras todo eso sucedía, Tara Fares convirtió los afeites, los maquillajes, los tatuajes, los consejos de moda y las camisetas con la lengua de los Rolling Stones en una voluntad de resistencia con el horror llegando a las mismas puertas de su existencia. La seguían en sus redes sociales 2,7 millones de personas, es de suponer que todas ellas conscientes de que aquello de lo que ahí se hablaba trascendía todo cuanto significaría una mera conversación de moda en Occidente.

El escándalo que Tara Fares avivó en el integrismo fue proporcional. No hace falta decir, por tratarse de una obviedad, que no mataron sólo a una chica de 22 años, sino, sobre todo, liquidaron una manera alternativa de ser mujer en un lugar donde el concepto de "empoderamiento femenino" adquiere connotaciones imposibles de imaginar en Occidente.

    Imagen
    LA BELLEZA ROBADA: P ara la perspectiva occidental, donde las 'instagramers' no pasan de creadoras de tendencias, cuesta imaginar que una modelo y bloguera como Tara Fares se convirtiera en la mensajera blasfema de una posibilidad distinta para existir como mujer. El integrismo no se lo perdonó, la mató y asesinó en ella una fuerza liberadora que teme, la de la belleza. INSTAGRAM

Avatar de Usuario
Invitado

DEMONIZACIÓN DEL MUNDO ÁRABE?

Mensajepor Invitado » Vie 09 Nov, 2018 5:49 pm

Imagen

Sinéad O'Connor insulta a quienes no son musulmanes: "Son asquerosos"

La cantante, que acaba de convertirse al islam, admite que sus comentarios son "racistas".


Después de convertirse al Islam hace cerca de un mes, Sinéad O'Connor sorprende ahora con un tuit racista en el que afirma que no quiere estar con personas que no formen parte de la religión musulmana.

"Lo lamento muchísimo. Lo que voy a decir es algo tan racista que nunca pensé que mi alma podría sentirlo. Pero, no quiero volver a pasar tiempo con gente blanca (así se denomina a los no musulmanes)", escribió en su red social la cantante, quien se ha rebautizado como Shuhada Davitt.

La irlandesa, de 51 años, admite que su comentario "no es por ningún motivo en particular" salvo porque los considera "asquerosos" (a las personas blancas) y para anunciar que "está orgullosa" de haberse "convertido al islam".



Los comentarios han provocaron un aluvión de críticas, entre ellas, de musulmanes indignados por su declaración divisiva.

O'Connor también atacó la política de Twitter de bloquear los discursos de odio: "Es interesante ver si Twitter prohíbe esto cuando permite que personas como Trump y Milbank arrojen basura satánica, incluso, sobre mi país".

No es ajena a la controversia y desde que saltó a la fama, a finales de la década de los ochenta, ya ha ocupado titulares por su interminable rebeldía.




Volver a “La Crispación”