FELIPE DE BORBÓN Y GRECIA

Las últimas noticias de la Realeza. Monarquía vs. República
¿Cuánto reinarán Felipe VI y Letizia?


Imagen

Avatar de Usuario
Invitado

Mensajepor Invitado » Vie 21 Feb, 2014 4:14 am

Príncipe de Gerona

RAÚL DEL POZO



EL CONGRESO de los Diputados ha rechazado el proceso soberanista de Cataluña. Habrá picos de tensión hasta después del 2015 y al final, según los que están en el secreto, no hay más que dos alternativas, o pacto o insurrección, y los convergentes tan forrados y prácticos no se ven a sí mismos revolucionarios decimonónicos.

Como en la fabulilla, tantas idas y venidas son de poca utilidad. Después de las elecciones llegará la reforma de una Constitución que los nacionalistas consideran rota; según ellos, se ha quebrado aquella armonía entre el principio de unidad y el de autonomía. Ya saben que los nacionalistas son muy retorcidos y, como dice Borges, se nota enseguida que son impostores, pero este proceso es un serpentario, todos son sinuosos, y el que más Rajoy que, sin hablar, los saca de la cesta tocando la gaita gallega.

Hubo un tiempo en el que los dos nacionalismos hablaban de pacto con la Corona o soberanía compartida. El vals se acabó. Ahora, cuando les preguntas a los de Convergència cuál va ser su forma de Estado, dicen que aún no se lo han planteado; les sería difícil seguir el modelo de Escocia y su aceptación de la Monarquía, porque sus socios de Gobierno son aquéllos descritos por Pla como los de un humanitarismo insincero y tronado.

[imageleft]Imagen[/imageleft]Hoy la crisis de la Corona es más evidente y visible en Cataluña. Algunos prefieren ponerse en la tarima con el Príncipe, no sólo por esa cursilada borbónica-catalana de Príncipe de Gerona –cuando ya no hay ni príncipes gitanos–, sino porque consideran a Don Felipe menos beligerante contra el nacionalismo que su augusto padre.

Los convergentes esperan al Príncipe y me dicen que todo eso de que no se hablan las familias es catecismo centralista. Hay más tensión en Burgos. Lo que ocurre es que antes los independentistas no llegaban al 25% y ahora pasan del 50%. Avisan a Moncloa: el discurso del miedo ya no rinde, ellos lo saben porque celebraron su congreso en la Diagonal y no hubo ni una carga policial. A pesar del idílico panorama, no sé si hace bien el Príncipe metiéndose en el serpentario.

En los dramas shakesperianos hay celos entre los reyes y sus herederos. Pero esto no es teatro. Carlos de Inglaterra ha cumplido 65 años y no está impaciente por suceder a su madre. Viaja mucho, juega al polo, escribe sobre arquitectura, y ha dicho alguna vez: «Como me descuide, estiro la pata antes que mi madre». Cobra la pensión porque no se ha metido en política, que ya no es oficio de príncipes.


EL MUNDO. VIERNES 21 DE FEBRERO DE 2014

Avatar de Usuario
turbo

Mensajepor turbo » Dom 23 Feb, 2014 2:56 am

La Monarquía en tiempos revueltos: el relevo en el horizonte

CASIMIRO GARCÍA-ABADILLO


LA DECLARACIÓN de la Infanta Cristina, conocida en su integridad esta semana, no aportó nada sustancioso a la investigación sobre los delitos que atribuye el juez Castro a la hija del Rey y a su marido, Iñaki Urdangarin.

ImagenPara la opinión pública es difícil de creer que una mujer preparada, como es Cristina de Borbón, no se enterara de nada de lo que sucedía a su alrededor, que utilizara una tarjeta de crédito a discreción sin saber contra qué cuenta operaba, o que firmara documentos de Aizoon en barbecho.

Sin embargo, su equipo de abogados (Roca, el político; Silva, el técnico) está satisfecho con la declaración. La Infanta no se salió del guión, aguantó la presión que supone comparecer durante cinco horas ante un juez que impone respeto y que se conoce el sumario al dedillo, y no dejó ningún resquicio por donde colar el delito de blanqueo que, a todas luces, parece el más evidente para imputar a su comportamiento.

Las evasivas de Cristina de Borbón –en su disciplinada comparecencia ha demostrado un nivel que contradice su aturdimiento en relación a Aizoon, fruto del amor a su marido– dificultan el mantenimiento de la imputación y, aunque con la Justicia es muy arriesgado hacer apuestas, ahora la opinión mayoritaria entre las personas que conocen del caso es que el juez podría ahorrarle el banquillo a la Infanta.

Lo que sí hizo durante su comparecencia, no sabemos si consciente o inconscientemente, fue dejar a la intemperie a su marido. No pronunció ni una sola palabra que pudiera ser interpretada como disculpa o coartada al comportamiento de Urdangarin. La frase: «Confiaba en mi marido», suena a reproche a la luz de las tropelías cometidas durante años por un hombre que utilizó a la Casa Real para su enriquecimiento personal.

La opinión del fiscal, del equipo de abogados de la Infanta, e incluso de fuentes del Gobierno y de la propia Zarzuela coincide en una cosa: Urdangarin ingresará en prisión.

Tanto la decisión de imputar a la Infanta, como la de no hacerlo, así como la imagen de su marido ingresando en un centro penitenciario, serán otros dos baldones en el prestigio de una ya muy magullada Monarquía.

¿Tiene futuro la más alta institución del Estado en España? ¿Cuáles son los posibles escenarios que nos aguardan en los próximos meses?

Vivimos en una sociedad utilitarista. La Monarquía se convirtió en una de las instituciones más valoradas por unos ciudadanos que, en su mayoría, no se consideran monárquicos.

El Rey Don Juan Carlos adquirió una popularidad sin precedentes no ya en España, sino en Europa, como el «Monarca de la democracia». Ahora, la Monarquía ha perdido el apoyo de la mitad de los ciudadanos. Un desgaste que tiene que ver con la falta de ejemplaridad que, en el caso de Urdangarin, ha alcanzado sus máximas cotas.

No creo que plantearse ahora un cambio de modelo de Estado, la implantación de una Tercera República, sea lo mejor para España y sus ciudadanos. La reforma constitucional en un asunto tan esencial, justo cuando el propio Estado afronta el reto del independentismo catalán y la posibilidad de que a éste se sume el nacionalismo vasco, sería una aventura tan arriesgada que podría terminar con la convivencia pacífica de la que ha disfrutado España desde la muerte de Franco.

No soy monárquico, pero creo que la Monarquía es ahora y será en el próximo futuro la mejor garantía para que España conserve su identidad y saque partido a sus enormes potencialidades.

Afortunadamente, ninguno de los dos grandes partidos, ni el PP ni el PSOE, se plantea otro horizonte.

Dicho esto, hay una realidad ineludible. El peor remedio para una enfermedad es ignorarla.

Hablaba de escenarios. Yo creo que en un plazo no muy prolongado, el Rey debería abdicar en su hijo, el Príncipe Felipe.

Es necesario pasar página. Don Juan Carlos, cuyos servicios a España han sido tan importantes como indiscutibles, fruto de la edad y de su mala suerte, no puede mantener ya una agenda como la que requiere su alta responsabilidad.

Al Rey, es evidente, le gustaría salir por la puerta grande. No marcharse en un momento en el que su popularidad está en los niveles más bajos de su reinado.

Es loable el esfuerzo que está haciendo Don Juan Carlos por mantener su actividad, por mejorar su imagen. Pero debería ser consciente de que el tiempo no corre a su favor.

La abdicación es una decisión personal del Rey. Debe ser él y sólo él quien decida el momento y la circunstancia. Pero, para España, el relevo sería bueno.

Don Felipe representa lo mejor –junto a la Reina– de la Casa Real. Es un hombre muy bien formado e informado, sin tacha, leal y profesional.

Es, en mi opinión, la mejor garantía de que la Monarquía puede recuperar el nivel de prestigio que tuvo durante muchos años.

Y no es una tarea fácil, precisamente. Hoy, la mayoría de los jóvenes consideran a la Institución como algo caduco y desconectado de un mundo en el que la meritocracia es la forma de alcanzar altos niveles de responsabilidad. Pero el Príncipe podría hacerlo con un poco de ayuda de todos los implicados.

Hay rumores sobre sus desavenencias matrimoniales, pero díganme un sólo matrimonio que no las tenga.

Utilizar ese asunto como justificación para retrasar un cambio necesario es un argumento de lo más retrógrado. Don Felipe, que vivió su niñez y adolescencia en el seno de una familia donde no se respiraba precisamente amor a raudales, quiso no repetir errores y por eso rehusó entrar en la componenda del matrimonio de conveniencia con una mujer de sangre real. Quiso casarse por amor, y lo hizo.

Ya en eso demostró que no es un heredero a la vieja usanza, sino que es un hombre de su tiempo.

Don Felipe es, sobre todo, un profesional. Ha sabido esperar y sabrá esperar. La cuestión no es la impaciencia– que no existe en este caso– para asumir la tarea que le corresponde por línea dinástica, sino que España necesita, ahora como hace cuarenta años, que la Monarquía juegue un papel dinamizador y ayude a serenar las disensiones separatistas.

Desde luego, desde EL MUNDO, vamos a mantener una posición respetuosa y leal hacia la Corona. Por ello, nunca ocultaré mi opinión.


EL MUNDO. DOMINGO 23 DE FEBRERO DE 2014

Avatar de Usuario
Invitado

Mensajepor Invitado » Lun 24 Feb, 2014 6:40 pm



Niegan el saludo al Príncipe en el congreso de móviles

"No somos amigos. Te daré la mano cuando nos dejéis votar en la consulta", ha dicho un expositor a Don Felipe

El Príncipe Felipe ha vivido una escena insólita este lunes en el acto de inauguración del salón Mobile World Congress que se celebra en Barcelona. Durante su recorrido por las instalaciones de la feria, Don Felipe ha saludado a varios de los responsables de los 'stands' participantes.

Al acercarse a saludar a uno de los expositores, éste se ha negado a dar la mano al Príncipe, que pese a su sorpresa ha seguido con el recorrido protocolario. Sin embargo, tras avanzar unos metros, ha retrocedido y se ha dirigido al expositor diciéndole, según informa la web 'Nació Digital': "Amigo, por educación me tienes que dar la mano". La respuesta del responsable del 'stand' ha sido: "No somos amigos e insisto que te daré la mano cuando nos dejéis votar en la consulta".

Ante la respuesta, el Príncipe Felipe ha proseguido el recorrido. El expositor sí ha saludado posteriormente al presidente de la Generalitat de Cataluña, Artur Mas, que formaba parte de la comitiva que acompañaba al Príncipe.

Avatar de Usuario
Invitado

Mensajepor Invitado » Lun 24 Feb, 2014 6:54 pm

No me grabe videos, no grabe!

Dice el gorila del principito que insiste alterado en que el subdito le de la mano....

Este Borbon lo tienen crudo no tiene la picardia del padre. A ver lo que comenta Sirpeterlily :grin:

Avatar de Usuario
Invitada

Lo que tiene que hacer

Mensajepor Invitada » Lun 24 Feb, 2014 9:08 pm

Anonymous escribió:No me grabe videos, no grabe!

Dice el gorila del principito que insiste alterado en que el subdito le de la mano....

Este Borbon lo tienen crudo no tiene la picardia del padre. A ver lo que comenta Sirpeterlily :grin:





El principe Felipe lo que tiene que hacer es copiar por ejemplo de Federico : dos semanas en las islas Maldivas + una en los J.O. + otra de vacaciones en Suiza esquiando + despues volvio a los J.O. y a aprovechado para esquiar.
Le habeis visto leer un discurso no..... es incapaz !

El Noruego lo mismo , Maxima de vacaciones , y el currando , que mas da lo que dijo un burro , el es trabajador , el unico actualmente con Charles , los demas no son ejemplos de personas inteligentes , lo que les gusta es zanganear.

Felizmente el Principe no necesita la picardia de su padre ,es un hombre honrado !

Avatar de Usuario
peor

Mensajepor peor » Lun 24 Feb, 2014 9:21 pm

Felizmente el Principe no necesita la picardia de su padre ,es un hombre honrado !


Pues entonces poco futuro tiene en un pais gobernado por mafiosos y sinverguenzas.

Avatar de Usuario
Invitada

Pues si !!!!!!!!

Mensajepor Invitada » Mar 25 Feb, 2014 11:59 am

peor escribió:
Felizmente el Principe no necesita la picardia de su padre ,es un hombre honrado !


Pues entonces poco futuro tiene en un pais gobernado por mafiosos y sinverguenzas.



Pues si :juas:

Que estupidos estos extremistas en vez de aprovechar para discutir se comporta como un cretino :clown:

Avatar de Usuario
turbo

Mensajepor turbo » Jue 27 Feb, 2014 4:28 am

¿De qué te ríes?

ARCADI ESPADA



EN LA inauguración del Congreso de Móviles de Barcelona, el Príncipe de España tuvo un encontronazo con un activista del independentismo. Apostado en la fila, le negó la mano cuando el Príncipe se la tendió. No fue espontáneo: las cámaras amigas estaban listas para grabarlo y el activista había planeado bien qué hacer y qué decir. Lo que no estaba planeado es que el Príncipe, una vez envainada su mano tendida, volviera sobre sus pasos y cometiera una serie de errores: tratar de amigo al activista («Yo no soy su amigo», le respondió crecido); pedirle que le diera la mano a pesar de sus discrepancias («No le doy la mano porque no nos deja votar»); responderle algo así como que esto no es asunto mío, lo que fue realmente pasmoso, y hablarle en catalán, porque el catalán como cualquier otra lengua se debe hablar por necesidad o cortesía, condiciones que no se daban allí. Como dijo donde Herrera el maestro Gómez Marín, cuando uno desanda sus pasos y se encara es para dejar despanzurrado al villano: pero no, dialéctica y estéticamente el Príncipe se marchó peor de lo que había venido, embarrado. No se comprende que personas a las que hay que dirigirse en tercera persona, que exigen la inclinación de las damas y que prohíben ser fotografiados con una croqueta en la boca se avengan a participar en un youtube pendenciero. Y que lo pierdan es ya puramente insoportable.

Los profesionales del desplante y el abucheo piensan que sus ofensas a los políticos se agotan en la persona violentada. Pero su ofensa alcanza también a todos los ciudadanos que han votado a ese político y/o se sienten representados por él. La democracia es delegación y también la violencia se ejerce por delegación. El pendenciero, que suele ser analfabeto, no tiene por qué conocer estas sutilezas, pero sus víctimas sí. Así que el Príncipe debe saber que muchos españoles se sintieron ofendidos con la ofensa, que no fue ni la única ni la más grave. Porque si de algo sirvió el incidente fue para reafirmar la calidad humana e institucional del presidente de la Generalitat, que lejos de lamentarlo, sonrió melifluamente, y estrechó la mano del activista con calor cómplice. Si el Príncipe hubiese tenido los reflejos de lanzarle a Mas un Presidente, perdone, ¿de qué se ríe? la frase habría alcanzado la altura y diseminación celestial de aquel Por qué no te callas de su padre. Pero es cierto que para ello el Príncipe habría debido tener enfrente a un colonizado verdadero.


EL MUNDO. JUEVES 27 DE FEBRERO DE 2014

Avatar de Usuario
Invitado

Mensajepor Invitado » Jue 27 Feb, 2014 4:38 am

Imagen

se ve que es muy espabilao :grin:

Avatar de Usuario
Invitado

Re: Pues si !!!!!!!!

Mensajepor Invitado » Jue 27 Feb, 2014 4:48 am

Invitada escribió:Que estupidos estos extremistas en vez de aprovechar para discutir se comporta como un cretino :clown:


El estúpido extremista se representa solo a él pero el preparao más preparao de España se supone que será Jefe de Estado y ahí anda haciendo el ridículo en una feria de teléfonos.

Avatar de Usuario
Chicha La Redicha

Mensajepor Chicha La Redicha » Sab 01 Mar, 2014 4:25 pm




Avatar de Usuario
Nostradamus

Mensajepor Nostradamus » Sab 01 Mar, 2014 7:30 pm

Eso de que Preparao sentará el real pompis en el trono no lo veo yo tan claro.

Avatar de Usuario
Invitado

Mensajepor Invitado » Sab 01 Mar, 2014 7:50 pm

Imagen
Imagen




Volver a “La Casa Real”